Motivos para comprar un colchón nuevo

Motivos para comprar un colchón nuevo

Cuando la jornada diaria termina, no hay nada como abandonarse a un cálido y cómodo colchón, sabiendo que nuestra columna, nuestra circulación sanguínea y nuestro estrés se verán aliviados. Si no recuerdas la última vez que cambiaste tu colchón, aquí te damos algunas razones para hacerlo cuanto antes.

  • Tiempo de explotación: En sentido general, se recomienda cambiar el colchón cada diez años. No obstante, no dudes en hacerlo antes si notas alguna incomodidad o amaneces con dolores.
  • Firmeza: Junto a la adaptabilidad, la firmeza del colchón debe proveernos de una postura natural, que permita apoyar el cuerpo sobre el mueble de manera cómoda y saludable. Estos factores te permitirán valorar la idoneidad de tu colchón actual, y buscar la mejor opción en caso de que decidas hacerte de uno nuevo.
  • Tapicería: Comprueba la tapicería de tu colchón. Aunque se mantenga cubierta la mayor parte del tiempo, puede no encontrarse todo lo higiénica que debiera ser. Además, recuerda que los ácaros pueden atravesar las sábanas y alojarse en tu colchón, acarreando algunas complicaciones para la salud (alergias, insomnio, etc.).
  • Materiales de fabricación: Este aspecto define en gran medida la durabilidad de un colchón. Algunos materiales pierden su funcionalidad más rápidamente que otros, por lo que ciertos síntomas como los ruidos cuando nos movemos, la rigidez y las abolladuras pueden estar alertándonos de la necesidad de un cambio.
  • Finalmente, nuestra salud: Y quizás esta sea la razón más importante para cambiar definitivamente nuestro colchón. Si padeces de insomnio, te levantas cansado o sientes dolor en las articulaciones, evidentemente estás afectando la calidad de tu sueño, y por ende, tu salud.

Consejos para adquirir un colchón nuevo

Si lo anterior te ha convencido y has notado que es hora de despedirte de tu viejo colchón y salir a la tienda en busca de uno nuevo, te recomendamos que tengas en cuenta los siguientes consejos.

Encuentra el mejor precio. El primer consejo que te doy seguro que te gusta. Y más te va a gustar si te digo que es muy sencillo hacerlo. Accede al portal Colchonazo.es y busca en su oferta el colchón que necesitas. Tienen ofertas todo el año, así que seguro que encuentras un precio estupendo.

¿Casado o soltero?: Este aspecto no sólo te permite definir el tamaño de tu nuevo colchón, sino su fabricación. Puede que tu pareja no tenga el mismo peso corporal que tú, y en ese caso, necesitarás un colchón que evite las abolladuras y los desniveles.

Medidas: Un colchón ideal debe tener más de 15 cm de grosor, además de ser unos 15 cm más alto que tú y guardar unos 135 cm de ancho.

Firmeza: Los fabricantes recomiendan un colchón blando para persona que no excedan los 70 kg, mientras que hasta los 100 kg podrás elegir un colchón medio, y de firmeza dura finalmente para personas de mayor peso. En este sentido, los colchones de muelle son la opción más resistente y firme, seguidos de los viscoelásticos y los colchones de látex.  Si quieres información más precisa, lee este artículo.

Hipoalérgicos y termosensibles: Si padeces de alergias lo mejor será optar por un colchón hipoalérgico que te mantenga alejado de ácaros y bacterias. Del mismo modo, las propiedades termosensibles de algunos colchones resultan ideales para absorber el calor corporal y favorecer la transpiración.

No te olvides de la base: Es tan importante como el propio colchón, y al igual que las almohadas te permitirán gozar de un buen sueño reparador.